ISCHIA SALAMI

En el corazón de la encantadora isla de Ischia, esta pequeña empresa combina la tradición culinaria local con la pasión por un antiguo oficio. Ischia Salumi fue fundada en 1984 por Giuseppe, un trabajador incansable y apasionado del sector que transformó una modesta carnicería de pueblo en un auténtico taller artesanal de embutidos típicos de Ischia.

La fuerza innovadora de Giuseppe, combinada con la energía juvenil de sus hijos, ha creado una empresa que ahora es un negocio local bien establecido, conocido y apreciado por isleños y turistas de todo el mundo.
Los aromas que emanan de la elaboración del salchichón de Ischia son una experiencia sensorial única. Salchichas secas ahumadas, salchichas dulces picantes, capocollo, panceta y el famoso salami de conejo llamado Cunì son sólo algunas de las especialidades que se ofrecen a los numerosos clientes.

Un rasgo distintivo particular de Ischia Salumi es la reelaboración del plato típico de Ischia, el conejo all’ischitana, que ha dado lugar al delicioso salami de conejo Cunì, que se ha convertido en el principito de Ischia Salumi.
La empresa ha crecido con el tiempo, pero ha mantenido intactos los valores fundamentales transmitidos por la familia: el amor por su pasión culinaria y el inquebrantable vínculo familiar. En 2015, Ischia Salumi pasó de ser una pequeña carnicería a una gran tienda, donde se pueden degustar las especialidades directamente fuera del obrador. Aquí, el ambiente acogedor y el cariño de los propietarios convierten a los clientes en amigos apreciados.

Ischia Salumi es una fusión de la sabiduría del padre fundador y la tradición histórica de la isla. El arte de crear sabores típicos ischitanos se transmite de generación en generación, manteniendo viva la pasión por la cocina local.
Ischia Salumi es mucho más que un lugar donde degustar deliciosos embutidos; es una experiencia especial alimentada por el amor y la generosidad de una familia muy unida.